Amado Nervo, el poeta mexicano olvidado

Cuando las noticias de México son trágicas, cuando sentimos en España el dolor de ese desorden sangriento, tenemos que recordar a tantos mexicanos maravillosos que han ido labrando esa inmensa patria que siempre ha sido generosa.

Mi México

 Nací de una raza triste

de un país sin unidad

ni ideal ni patriotismo;

mi optimismo

es tan solo voluntad;

obstinación en querer,

con todos mis anhelares,

un México que ha de ser,

a pesar de los pesares,

y que yo ya no he de ver…

(Febrero 1915)

 A pesar de nuestra comunidad de lengua, muchos poetas hispanoamericanos han pasado desapercibidos, o han sido sencillamente olvidados, en España. Algunos amigos amantes de la lírica, como Enrique Ybarra, quien ha recuperado la casa donde vivió y donde murió la amada inmóvil, en Calle Bailén, 15, de Madrid, me lo han reivindicado con toda razón y gracias a ellos lo descubro. Más vale tarde que nunca.imgres

La colección Austral, que tenía sus estribos en España y América, fue de las pocas que los albergaron. Luego, la editorial mexicana Porrúa se encargaría de recopilar tantos escritores olvidados. Hace unos días en la librería Paradox de Madrid, abocada al cierre, -como tantas, víctima de la especulación inmobiliaria y de los precios exorbitantes de las rentas, más que de la ausencia de lectores-, encontré los tres volúmenes de Amado Nervo, en los que me deleito y sorprendo.

Este poeta modernista (panteísta y también comprometido con su tiempo y su país; de enorme cultura), que pasó, ¡cómo no! por París –su Atenas-, discípulo de Rubén Darío, nos recuerda a Juan Ramón Jiménez. Whitman fue otro de sus modelos. Alguien decidió desterrarlo del parnaso de los poetas en español y yace olvidado, postergado. Sus poemas, a menudo melancólicos, son el trasunto de su vida (que fue muy corta), de sus afanes. Su poesía es, como debe ser, evocadora e indicativa. De métrica y ritmo perfectos, con un lenguaje que ya no se usa, no por anticuado ni rebuscado sino por delicado y exacto, Amado Nervo merece ser reeditado en España, re-conocido.

 Sabemos que la poesía es de pobres, que no produce beneficios –ni falta que le hace, su finalidad no es esa- pero yo diría que en España tenemos el deber de leerlo y publicarlo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

La pluma del cormorán

Lecturas y paisajes

El blog de Guillermo Schavelzon

La edición, el libro, los escritores

La Estirga Burlona

El blog de Bárbara García Carpi

Toubab Troubles

Toubab: /tu.bab/ (noun) white person (used especially in Gambia and Senegal).

A %d blogueros les gusta esto: